15 cambios en el dormitorio infantil para la vuelta al cole

A falta de muy poco tiempo para la nueva temporada escolar, además de comprar los libros, forrarlos y adquirir otros enseres como uniformes, mochilas, etc., también hayas pensado que el dormitorio infantil se merece un cambio. Si es así y quieres redecorar la habitación de tus hijos antes de que empiecen el nuevo curso, hemos preparado estas 15 ideas para que te inspires. Algunas son el resultado de un cambio radical, otras, de cambios más sutiles.

Cambio de muebles.   

Si la economía, las ganas y la necesidad lo permiten, uno de los cambios más radicales es el de sustituir los muebles por unos nuevos. Hoy en día hay muebles funcionales y extremadamente versátiles para dormitorios infantiles, que nos permiten optimizar el espacio de una manera extraordinaria ofreciendo prácticamente todo lo que el infante necesita, como una buena cama, espacio de almacenaje y un escritorio o zona de estudio.

Se puede optar por integrar los muebles, como vemos en la imagen de arriba de este dormitorio o, por comprar muebles modulares, como el que vemos justo abajo.

Cambiar las camas.  

Un cambio algo menos drástico, pero igual de efectivo es el de cambiar las camas. Actualmente las camas de hierro tipo vintage están a la orden del día para los dormitorios infantiles, como las que vemos en la imagen de arriba de estas líneas.

Quitar la cama.

Otro gran cambio, con el que además ganarás espacio, es el de quitar la cama y dejar el colchón en el suelo, tal y como vemos en la imagen de arriba. Si te decides por esta opción, añade además una alfombra para que el colchón no toque el suelo y el frío no suba por él, además de para crear una sensación más acogedora, tal y como ha hecho la interiorista Mireia Masdeu.

Cambiar el cabecero de la cama. 

Puede parecer poco, pero si escogemos un cabecero adecuado y lo sustituimos por el antiguo, el cambio será radical, especialmente si escogemos un cabecero tipo tipi o casita, creando una especie de pequeño refugio, como en esta habitación diseñada por la interiorista Silvia Alfaras.

Añadir un dosel.

Hablando de refugios… ¿Qué mejor manera de hacerlo que añadiendo un dosel, igual que ha hecho la talentosa Rut Chicote en este dormitorio infantil? Tanto para niños como para niñas, naturalmente.

Añadir un tipi indio.  

Los tipis indios para los dormitorios infantiles son tendencia, los puedes ver por la mayoría de perfiles de Instagram y Pinterest, aquí ya hablamos sobre ellos. No son caros y añaden un plus decorativo y divertido.

Cambiar la paleta de colores. 

Por lo general, los dormitorios infantiles están recargados de color. Bien por los muebles o por las paredes. ¿Quieres una decoración actual para el dormitorio infantil? Apuesta por una paleta de colores neutra y serena, tal y como vemos en el precioso dormitorio de arriba de este párrafo, creado por el estudio Drom Living.

Dormitorios monocromáticos.

Este cambio podría ser una variante del anterior, pero más sencilla. Ya que, si unificas el color de las paredes y pones los textiles a juego, todo ello en un color suave, obtendrás una uniformidad que creará un ambiente sereno.

Apuesta por el minimalismo.

En la misma línea del cambio hacia un ambiente más tranquilo, tenemos la opción de redecorar el dormitorio en base a un estilo minimalista. No hay estilo más sereno que este. Además, viene fenomenal para los espacios pequeños. Lo podemos adaptar tanto en dormitorios para un habitante, como vemos arriba de estas líneas, como para un dormitorio compartido, como vemos justo aquí abajo.

Pon un bonito papel pintado.  

Si lo que quieres es añadir color y alegría en lugar de una paleta de colores suave, no hay nada más eficaz que el papel pintado con sus infinitos estampados y colores como ha hecho la interiorista Graciela Higgins. Además, es muy sencillo de poner y, hoy en día, también de quitar, gracias a los papeles pintados removibles.

Añade un zócalo en la pared. 

Como ya vimos hace poco, los zócalos están de vuelta. Los podemos crear con papel pintado o con pintura y el cambio en el dormitorio será absoluto, como en este bonito dormitorio infantil creado por Rocío Olmo.

Pinta un mural. 

Los murales son un recurso decorativo que podemos adaptar totalmente a la edad del niño o la niña, a sus gustos y al espacio disponible. Naturalmente, si no somos unos artistas, nos toca contratar las manos de uno que nos pinte en la pared un mural de cuento, como por ejemplo las habilidades de Carmen Blanco, especialista en murales infantiles.

Cambiar la alfombra.  

Es un cambio sencillo y económico con un resultado excelente. Ya que podemos cambiar la decoración del dormitorio únicamente con una alfombra, haciendo que esta se lleve todas las miradas.

Cambios hacia la adolescencia.  

Si el pequeño ya no lo es tanto, puede que su dormitorio empiece a necesitar un ambiente más propicio a su edad. En este caso, una paleta de colores neutros y un cambio de textiles, así como de los complementos por otros con un carácter más adulto crearán el ambiente ideal para esa época de transición.

¿Te ha gustado algún cambio? Si vas a implementarlo y necesitas algún consejo, estaré encantada de responderte en los comentarios.

Fuente del resto de las imágenes: 123, 45, 67, 8910, 121315 y 16.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Send this to a friend