6 ideas creativas para poner estanterías en casa.


Ya sea para los libros, espacio de almacenaje, para mostrar y/o exhibir piezas decorativas y otros propósitos, las estanterías se han convertido en un mueble imprescindible, tanto por su uso práctico como por su gran poder decorativo. Y no hace falta buscar mucho para encontrar una estantería que se ajuste a nuestras necesidades, ni si quiera, a veces, tenemos que comprarla. Si sabemos buscar y sacamos nuestro ingenio podemos encontrar objetos que nos sirvan para fabricar una original estantería sin recurrir a la tienda de muebles a comprar una estándar. Como decía antes, solo hace falta un poco de imaginación y saber aprovechar el espacio que tenemos para cambiar todo el aspecto de las paredes de nuestro estudio, salón, dormitorio u otro cualquier lugar en donde coloquemos una estantería poco convencional.

Por ello hemos reunido 6 ideas muy creativas para poner una estantería aprovechando siempre el espacio disponible. A ver que os parecen.

Fabricar una estantería con escaleras y tablas.

Quien os iba a decir que dos escaleras viejas de hace unas décadas junto con unos tablones de madera podrían crear una preciosa estantería con mucha personalidad. Solo con poner las dos escaleras y en cada peldaño apoyar un tablón, ya podremos utilizarla como tal, guardando libros, objetos decorativos, o lo que nos plazca.

Crear una estantería personalizada dependiendo del espacio disponible.

En muchas ocasiones, por no decir en la mayoría, cuando decidimos que necesitamos una estantería, lo primero que hacemos es ir a la tienda de muebles y comprar una, sin antes meditar acerca de las posibilidades que nuestro espacio nos brinda. Fijaros en este ejemplo. En lugar de colocar la clásica estantería o mueble para baño, se ha aprovechado el espacio que hay entre las dos mochetas para colocar unos tablones de madera a medida y así, además de tener nuestra estantería de baño que tanta falta hace, aprovechamos al máximo el espacio disponible en el cuarto de baño. ¿Interesante verdad?

Fabricar o comprar una estantería a la medida.

Comprar una estantería a medida, quizá pueda resultar un tanto caro, pero si tienes maña y buenas herramientas, no necesitarás ir a ninguna carpintería a que te fabriquen una y poder crear tú mismo con unos simples tablones de madera una que se adapte a las medidas exactas que necesitas y al entorno decorativo donde la vas a colocar. Todo es cuestión de estudiar y meditar acerca de lo que realmente quieres y necesitas y ponerte manos a la obra.

Utilizar estanterías industriales.

Otra opción muy acertada en algunos casos, es la de utilizar estanterías industriales. Sí, estanterías que no están destinadas a un uso hogareño. Son piezas mucho más económicas y si sabemos combinarlas bien, podemos crear espacios con una gran personalidad. Estas estanterías industriales, son ideales sobre todo para las cocinas.

Estanterías suspendidas o colgantes.

En ocasiones por la falta de espacio nos es imposible poner ni un solo mueble más, pero sabiendo que dicho mueble nos va a resolver parte del problema de que no tengamos espacio, hay que buscar una solución. Y aquí tenéis una.  Fabricar o comprar una estantería colgante. Hace el mismo uso y no ocupa un espacio útil, por lo que es una opción altamente recomendable para estancias pequeñas como cocinas donde se necesitan muchos espacios de almacenamiento.

Estanterías o estantes de vidrio.

Para un estilo moderno, ligero y artístico, podemos recurrir a estantes de vidrio flotantes. Al ser de vidrio y transparentes, no recargan el ambiente en absoluto, y si los colocamos en algún rincón estratégico, aprovecharemos así el máximo espacio.


     

Escribe tu comentario

Blog de decoración Mil Ideas.