Calabazas para Halloween hechas con piedras. Fácil, divertido y muy económico.

Foto: Creeklinehouse

Las calabazas en Halloween son como el belén para la navidad, un símbolo representativo indiscutible y al que todo el mundo recurre para decorar la casa en Halloween. El otro día ya vimos varias ideas sobre como decorar la casa, la mesa, la puerta o algún rincón en concreto de la casa para la víspera de todos los santos. Y aunque eran ideas muy buenas para llevar a cabo, quizá a muchos de nosotros nos parezcan demasiado para solo una noche y más aún cuando aquí en España no tenemos la costumbre de decorar la casa en Halloween tan arraigada como en otros países.

Pero si que a muchos nos gusta poner algún detallito en algún rincón de la casa homenajeando a dicha fiesta, por ello hoy os traemos otra idea muy fácil de hacer y de deshacer, divertida tanto para mayores como para adultos y sobretodo muy económica.

La idea en cuestión es hacer calabazas con piedras. Sí, con piedras, las típicas piedras de río o de montaña que podemos encontrar en cualquier lado, incluso en el parque donde paseamos o juegan los niños.

Solo tenemos que escoger las que más nos gusten, preferiblemente que sean lo más redondas posibles, luego les damos una mano de pintura naranja y dejamos que se sequen. Una vez secas, con un rotulador indeleble les dibujamos la boca y los ojos, dando como resultado unas mini calabazas de lo más originales que decorarán un pequeño espacio de la casa dándole un matiz muy apropiado para Halloween.

Las calabazas las podemos colocar cada una en un sitio esparcidas por la casa, o bien ponerlas en un bonito bol, o alinearlas en el alfeizar de una ventana, etc.

Como veis esta idea para decorar la casa en Halloween es divertida sobre todo para los más pequeños, fácil de realizar y muy barata.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Send this to a friend