Cómo renovar la fachada con barniz para ladrillos.

Las fachadas que más duran y que mejor conservan su aspecto son las fachadas de ladrillo; pero con la erosión, la polución, el sol y las inclemencias del tiempo en general, éstas acaban deteriorándose y perdiendo el color del ladrillo. Para un correcto mantenimiento y buen estado, es necesario aplicar ciertos producos especiales para fachadas como el barniz para ladrillos del que vamos a hablar hoy.

barniz-ladrillo-visto

Este barniz lo venden en tiendas de pintura o grandes almancenes de construcción y decoración y su aplicación es muy sencilla:

Por lo general son barnices al agua. Esto quiere decir que, para diluirlos (si fuera necesario), se necesita únicamente agua.

El barniz para ladrillos se aplica directamente sobre el ladrillo previamente limpiado de polvo y suciedad, con una brocha plana, haciendo que el barniz penetre por las llagas del ladrillo y por todos los huecos de la fachada de ladrillos.

Este barniz tiene unas resinas flexibles que impiden el agrietamiento de la película, también ofrecen protección contra los rayos U.V, y al ser un barniz hidrófugo, evita que el agua y la humedad vuelvan a panetrar en la fachada si está correctamente aplicado.

El acabado final depende del tipo de barniz que hayamos comprado, brillo o mate, pues está disponible en esos dos acabados.

Al finalizar la jornada, los útiles y herramientas que hayamos usado para renovar o proteger la fachada de ladrillo visto con barniz, se deben lavar en agua para su limpieza.

¿Te gustaría cambiar el color de la fachada y no sabes cuál? Aquí tienes 20 fotos e ideas para decorar y pintar la fachada


Comentarios

  1. Luis
  2. Abel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *