Conoce las sensaciones que transmiten los colores antes de elegir uno

¿De qué color pinto mi casa? ¿Cómo puedo pintar mi oficina? ¿De qué color puedo pintar mi restaurante? Estas son algunas de las preguntas que surgen a la hora de empezar a pintar. Y son buenas preguntas porque dependiendo del color que elijamos, este nos va a transmitir unas sensaciones que a veces puede que no resulten adecuadas para el lugar en donde vamos a pintar. Por eso no está demás conocer lo que nos transmite cada color. Veamos algunos ejemplos con los colores más básicos.

pintar

Rojo:

Es uno de los primeros colores que un bebe puede percibir, es un color que ayuda mucho a estimularlos. Pero hay que tener cuidado, pues mucho color rojo puede producir efectos negativos, como rabia o ira. La reacción química del color rojo mientras una persona está comiendo, le invitará a seguir comiendo y a permanecer más tiempo, por eso es ideal para bares y restaurantes.

Naranja:

Es un color muy vivo y alegre, pero se le asocia con la baja calidad o de ser muy accesible. Este color se utiliza en bares o restaurantes para transmitir que son de bajo coste para los transeúntes. Es un color que no se puede utilizar para conseguir un aspecto elegante, sino de algo informal o casual.

Amarillo:

El amarillo es el color que más rápido vemos y que más rápido llega a nuestro cerebro. No es casual que los taxis en New York sean todos amarillos. En la naturaleza el color amarillo representa precaución (avispas, abejas, fuego…) En el mundo civilizado, el color amarillo representa precaución y advertencia, podemos ver señales de precaución, de construcción, de señalización etc.

Es un color con el que hay que tener mucho cuidado, estudios han demostrado que los bebes lloran más cuando están rodeados de este color y que los adultos tienen perdida de ánimo cuando a su alrededor también hay amarillo.

Es un color que transmite sensaciones de ansiedad pero también es muy útil para llamar la atención.

Azul:

Este color es uno de los favoritos a la hora de elegir colores para pintar nuestras casas. Representa respetabilidad, responsabilidad, conocimiento, cuidado y confianza. También estimula la fantasía y por supuesto es un color muy relajante. Es ideal para utilizarlo en hospitales, clínicas dentales, veterinarios y en habitaciones de niños hiperactivos.

Verde:

El verde es un color alegre, nos transmite pureza, nos evoca pensamientos de naturaleza, pero también representa el dinero y la riqueza. Este color hace que la gente se sienta segura y atendida. Algunos trastornos de salud como la diarrea, eczema o malestar estomacal, tienden a disminuir en una habitación pintada de verde.

Marrón:

El marrón es un color agradable, solido, nos aporta confort. Los marrones funcionan muy bien en interiores aportando un toque elegante pero cálido y acogedor.

Blanco y negro:

El negro representa dignidad, sofisticación, refinamiento y autoridad. El blanco representa delicadeza, pureza, limpieza.

Quizás ahora que ya conoces algo más de los colores, te hayas decido a definitivamente por ese color que estabas pensando, o has cambiado completamente de idea.

Mira cómo hacer colores tú mismo para ahorrarte dinero.


Comentarios

  1. ana belen
  2. Abel
  3. hector esquivel
  4. Abel
  5. como puedo pintar las paredes de mi bar
  6. KELLY
  7. Abel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Send this to a friend