Decorar un salón con un Ferrari amarillo ¿una buena o mala idea?

Bueno antes de explicar el por qué, tengo que decir que esta idea no me seduce en absoluto. Tener un Ferrari decorando mi salón es una idea que nunca llevaría a cabo.

Aunque sin duda es original y muy creativo creo que decorar un salón con un Ferrari es solo para los que como mínimo están obsesionados con tal coche.

Tienes que realizar obra para poder meter y sacar el coche del garaje-casa cuando lo necesites. La casa se te llenará de porquería al arrancar el Ferrari cuando lo quieras sacar o cuando lo vayas a meter, las ruedas te dejarán huellas de suciedad y goma por el suelo del salón, si tienes una casa corriente como prácticamente la de todos los mortales el coche te ocupará la mayor parte del salón y no estamos para desperdiciar espacio, … Estos son algunos de los inconvenientes que me hacen pensar que tener un Ferrari decorando el salón de mi casa es una mala idea, también hay que añadir que para decorar el salón con este coche, evidentemente también hay que tener dicho coche y no son precisamente baratos.

Aunque claro como pensamiento generalizado, creo que el que tiene un Ferrari quizás se pueda permitir una casa grande, una importante obra para meter su joya de cuatro ruedas y lo más importante un Ferrari. Y pensándolo bien, si que tiene ventajas, si te quedas sin luz o te la cortan porque has tenido que pagar el seguro del Ferrari en lugar de la factura, puedes alumbrarte con los potentes faros del deportivo.

Y a vosotros qué os parece ¿decoraríais con vuestro Ferrari el salón de vuestra casa? ¿Os parece buena o mala idea?

Fotos: Luxedb.com


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Send this to a friend