Un buen truco para separar dos colores perfectamente.

Hay una forma muy sencilla de rematar el corte o transición entre dos colores y que además deja un acabado muy llamativo. Solo necesitamos un rotulador blanco de punta media y redonda. A falta de un rotulador blanco, usar un rotulador de Tippex, ya sabéis, ese para borrar o corregir los errores cuando se escribe con bolígrafo.

liso en dos colores

Como habréis podido comprobar por la imagen, se trata de pasar el rotulador justo por el corte entre los dos colores para separarlos por una fina línea blanca.

De esta forma, el contraste entre un color y otro será todavía mayor y el corte, aunque no quede recto, no se notará porque el rotulador lo tapará.

Para hacerlo, hay que pasar varias veces el rotulador hasta hacer una línea completamente blanca e uniforme para que ésta separe los colores perfectamente.


Comentarios

  1. Clara
  2. Abel
  3. Pedro Fernández Escarabajal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Send this to a friend