Decoración de baños

6 ideas de bricolaje para decorar y amueblar tu baño de alquiler

No es tu casa, pero sí es tu hogar. Y como tal, debes sentirte a gusto en él, decorando cualquier estancia que lo requiera; incluso los espacios más difíciles de personalizar cuando se vive de alquiler como, por ejemplo, el baño o la cocina.

Y es que, aunque tengamos limitaciones para decorar el baño de un piso o de una casa de alquiler no es imposible darle un toque personal para adaptarlo a nuestros gustos. Y eso es, precisamente, lo que vamos a ver a continuación: 6 ideas de bricolaje y decorativas que puedes hacer tú mismo para decorar y amueblar por completo tu baño sin molestar al casero. Vamos a verlas.

Añade más espacio de almacenaje. Todo el que necesites

Si el baño de tu piso de alquiler no tiene los suficientes muebles o estantes para satisfacer tus demandas organizativas, debes solucionarlo. Este pequeño cambio, hará que te sientas mejor en un baño funcional y adaptado a ti.

Tú mismo puedes hacer las baldas y muebles personalizados y, una vez listos, instalarlos sin hacer agujeros si se da el caso de que el casero no te permite taladrar los azulejos. De esta forma, además, tienes la ventaja de que cuando te vayas del piso te puedes llevar tus muebles sin ningún problema.

Hoy en día, encontrarás en el mercado una amplia variedad de productos eficaces para crear muebles o instalarlos como, por ejemplo, pegamentos super fuertes que te permiten prescindir de los clavos. Este resistente producto te permite instalar baldas, muebles, toalleros, percheros y cualquier otra cosa que necesites para lograr crear un espacio que te proporcione toda la capacidad de almacenaje que necesitas.

De este tema ya hemos hablado anteriormente en el blog, en concreto en este artículo sobre cómo colgar cosas en la pared sin utilizar clavos ni taladro.

Además, lo bueno de este tipo de pegamentos es que no solo puedes añadir muebles u otros accesorios prácticos, sino que su resistencia los convierte en perfectos para darle un nuevo aspecto a tu bañera:

Decora la bañera

Fotografía y trabajo de Lovely Crafty Home

Haciendo un pequeño trabajo de bricolaje que te ocupará la mañana de un sábado, puedes instalar un falso revestimiento de piedra, madera o del material que más te guste para personalizar la bañera.

Cuando te vayas del piso, lo único que tienes que hacer es quitarlo. Simplemente limpia los restos de pegamento que se hayan podido quedar adheridos a la superficie y listo.

No necesitas utilizar materiales de obra ni hacer ningún tipo de reforma, para que cuando te vayas del piso, puedas dejarlo tal y como estaba. Es un trabajo de bricolaje sencillo, económico y con un gran poder transformador que te permitirá personalizar el baño como más te guste. Todos sabemos cómo suelen ser los baños de la mayoría de los pisos de alquiler: sin vida, sin personalidad, sin carácter.

Veamos más ideas de bricolaje y decorativas para personalizar el baño.

Instala suelo vinílico

Este trabajo de bricolaje te llevará menos de un fin de semana si tu baño es relativamente pequeño y tienes los materiales y herramientas necesarias para poder cambiar el suelo por otro nuevo; podrás dotar a ese espacio de un ambiente renovado.

El suelo es uno de los aspectos más importantes a nivel decorativo. Un cambio en él supondrá una enorme diferencia en todo el baño. Además, poner suelo vinílico no solo es muy sencillo, sino también económico. Eso sí, si te animas a colocarlo, debes tener en cuenta que cuando te vayas a ir del piso, vas a necesitar fuerza y un poco de paciencia para quitarlo. Y es que este suelo, si se utiliza un buen adhesivo, se pega muy bien a la superficie y luego cuesta quitarlo.

Además, te aconsejo ponerlo solo si el suelo del baño tiene las baldosas impermeables, ya que si estas son porosas el pegamento penetrará entre los poros y no conseguirás eliminarlo más tarde. Por ello, asegúrate antes de que el suelo sea completamente impermeable; no importa si tiene brillo o no, lo importante es que tenga el poro cerrado.

Dicho esto, si tienes un suelo apto para instalar suelo vinílico, te animo a que lo hagas porque vas a crear un baño completamente nuevo. Cuando te vayas, lo quitas, limpias el suelo antiguo y listo, como si no hubiera pasado nada.

Pon vinilos decorativos

Los vinilos adhesivos decorativos son económicos, sencillos de instalar y fáciles de quitar, por lo que puedes decorar esa pared de azulejos antiguos que no te gusta o darle un nuevo estilo a la mampara de ducha antigua. Es más, con ellos puedes decorar desde las paredes, hasta la mampara del baño, pasando por muebles e incluso sanitarios.

Solo debes asegurarte antes de que la superficie en la que vas a pegar el vinilo esté en buen estado. No importa que sea antigua, siempre y cuando esté en buen estado, para que cuando vayas a quitar el vinilo al dejar el piso no dañes dicha superficie.

Cambia los pequeños elementos

¿No te gustaría tener un baño con la grifería negra? No es un trabajo de bricolaje, pero el cambio de estos pequeños accesorios será definitivo para redecorar este espacio de tu piso de alquiler.

Cuando hago referencia a los pequeños accesorios del baño, quiero decir estos elementos:

  • Grifo del lavabo
  • Grifo del bidé
  • Alcachofa de la ducha
  • Toallero
  • Portarrollos

En la mayoría de los casos todos estos accesorios se pueden cambiar sin ninguna dificultad y son estos pequeños detalles los que van a hacer que tu baño luzca completamente nuevo y adaptado a ti.

Eso sí, cada vez que cambies una de estas pieza por otra que te guste más, asegúrate de guardarla en una caja junto con las demás piezas y etiquétala para que cuando te vayas del piso, puedas dejarlo todo como estaba.

Cambia la iluminación

No siempre es posible llevar este punto a buen término porque en la mayoría de los casos la iluminación de los baños es empotrada, pero si en el baño de tu casa tienes lámparas o apliques, puedes cambiarlos por unos que te gusten, igual que has hecho con la grifería, el toallero y demás elementos.

Igual que en el caso anterior, cada vez que quites algo guárdalo bien en una caja y etiquétala para que puedas volver a ponerlo sin problemas cuando te vayas de esa casa.

Siguiendo todos estos puntos habrás podido cambiar muchos detalles y elementos del piso sin molestar al casero. ¿Tienes algún truco o trabajo de bricolaje que quieras compartir? Te leo en los comentarios.

Y si crees que este artículo puede gustar a algún amigo o familiar, compártelo. ¡Gracias!

Silvia Marco

Escribir un comentario

Tu email no será publicado Los campos obligatorios están marcados*

Utilizamos cookies propias y de terceros como las de Google para mostrar anuncios y medir el tráfico, recopilando algunos datos que son compartidos con terceros únicamente para estos fines mencionados. Puedes ver cómo los recogemos, tratamos, con quién los compartimos y tus derechos en la política de privacidad y de cookies. O puedes aceptar y seguir navegando y se te instalarán las cookies que utilizamos.

Leer más