Cómo decorar un salón en dos pasos y acertar

Para decorar un salón se debe comprender las necesidades de las personas que lo habitan, así como sus gustos, su estilo de vida, la arquitectura de la vivienda, estudiar la iluminación y orientación y otros factores que, en cada casa, son únicos.

Pero aun así, igual que vimos hace poco 10 reglas para decorar un salón que son, digamos, universales, es decir que se pueden aplicar a cualquier salón, también hay algunos pasos que, independientemente del salón, siempre funcionan, y eso es lo que te quiero enseñar hoy, para que puedas ver cómo decorar un salón o mejorar mucho su decoración, siguiendo estos pasos.

Dicho esto, créeme cuando te digo que si sigues los pasos, incluso solo alguno de ellos, podrás decorar tu salón o, al menos, mejorar mucho su decoración. Y no son nada difíciles.

Toma nota que empezamos.

Elige una paleta cromática para decorar tu salón

Como verás al final del artículo, todo se trata de armonizar, de crear equilibrio, de que todo tu salón resulte coherente.

Para ello crea una paleta cromática para decorar tu salón.

Es más fácil de lo que crees, sigue conmigo y lo verás.

¿Cómo hacerlo?

Fácil, necesitas elegir y crear tu propia paleta cromática basada en 3 colores.

No quiero decir que tu salón no pueda tener más de 3 colores, pero cualquiera que entrara a tu salón y fuera preguntado por los colores principales que ve en él, te tendría que decir solo tres. ¿Me sigues?

No importa cuáles sean, siempre que a ti y a tu familia os gusten. Incluso ya puedes tener esos colores en el salón, aplicados en el suelo y en los muebles.

De hecho estos colores también cuentan. Es decir, no es sumar tres colores a lo que ya tienes, no; es que en todo el salón, incluyendo los muebles y el suelo que ya tienes, haya 3 colores principales.

Como te digo, no es que solo tenga que haber tres colores, eso sería prácticamente imposible. Pero sí que debería verse claramente 3 colores principales. Mira este ejemplo para que veas lo que te quiero decir:

Un salón decorado con 3 colores

Fotografía y diseño @Fruspilde

En este salón hay 3 colores claramente definidos que son el rosa, negro y gris. ¿Lo ves?

Pero además de esos colores principales, también está el blanco y los tonos madera.

Como te digo, sería prácticamente imposible que solo hubiera tres colores.

Al crear tu paleta cromática y hacer que en el salón se perciban 3 colores principales, habrás dado un paso de gigante en la decoración de tu salón. Vas a notar el enorme cambio que ha dado tu espacio.

Solo tienes que fijarte en el salón de arriba. Te puede gustar o no te puede gustar su decoración y colores escogidos, pero lo que no me puedes negar es que es un salón equilibrado y coherente.

Así pues, encuentra tu paleta de colores y añádela.

Puede ser mediante pintura en las paredes o papel pintado, por ejemplo. Pero si no quieres pintar las paredes, no es necesario para encontrar tus tres colores, fíjate en el salón de abajo de este párrafo:

Cómo decorar un salón moderno en blanco, madera y negro

Interiorismo Nook Architects | Fotografía de Yago Partal

No tiene ningún color en las paredes, pero aun así, se perciben claramente 3 colores: Tonos madera, blanco y negro. Y todo ello está puesto en muebles y revestimientos.

¿Ves lo que quiero decir?

Sea como sea, haz que se perciban 3 colores principales.

Incluso quizá no necesites añadir nada más. Puede que simplemente eliminando colores de tu salón ya logres que haya únicamente 3 y armonices todo el espacio.

Fíjate bien en tu salón, en los colores que hay. ¿Sobra algo? ¿Puedes quitarlo o cambiarlo fácilmente? Adelante.

Ahora vamos un paso más allá para mejorar todavía más esta técnica de los 3 colores que acabamos de ver.

Tampoco es imprescindible ni hay que seguirla al pie de la letra cada vez que se decore un salón, pero como te decía al principio, todos estos pasos te van a ayudar a decorar y mejorar tu salón. Tú decides cuáles sigues y cuáles no.

La regla del 60% – 30% – 10% para decorar tu salón

Bien, una vez tengas tu paleta, puedes mejorarla distribuyendo los colores en un porcentaje determinado, utilizando la regla del 60% – 30% – 10%.

Como te puedes imaginar, esta regla determina que, uno de los colores, el principal, sea cual sea el que hayas elegido, esté en el 60% del salón, el otro, el secundario, en el 30% del salón, y el otro, el que pone el acento decorativo, en el 10% del salón.

No sé si te sonará muy complejo, pero créeme, es más sencillo de lo que parece y con este ejemplo que vemos a continuación lo tendrás bien claro:

Un salón decorado en tres colores

El color principal es el amarillo pálido o marfil con el que están pintadas sus paredes. Digamos que un 60% del salón luce este color.

El segundo color, sería el blanco, lo vemos en cortinas y sofá, que ocupa un 30% del salón.

Y el tercer color, el que ocupa un 10% es el turquesa, en cojines y pufs.

Igual que antes, te puede gustar o no su decoración y colores, lo que no puedes negar es que tenga equilibrio y armonía, ¿verdad?

Además, fíjate como hay otros colores, como el marrón de los muebles o los tonos tierra de la alfombra. Es muy difícil que un salón solo tenga 3 colores únicos, pero sí se puede hacer que destaquen 3 por encima del resto, creando tu paleta de colores para decorar el salón.

¿Qué colores elegir para decorar el salón?

Bueno esta pregunta no puedo responderla de un modo general, ya que como te decía antes, cada uno tiene sus gustos, su salón es de una forma, utiliza ciertos muebles, hay una determinada iluminación y tiene una arquitectura diferente.

Mi consejo es que empieces con tu color favorito, con un único color con el que te gustaría decorar tu salón.

Puede ser el rojo, por ejemplo. Vamos a suponer que te encanta el rojo.

Vale, ya tienes el color principal, ahora encuentra otros dos que encajen con el rojo y crea tu paleta cromática.

Si tienes alguna duda o necesitas que encuentre tus colores, pásate por la Asesoría de Decoración donde puedo hacer todo el trabajo por ti.

También puedes ver este artículo con 45 ideas para pintar un salón en dos colores, o este otro con 50 ideas para decorar un salón moderno, o este donde recomiendo 10 colores para pintar un salón.

Inspírate y encuentra la paleta para decorar tu salón. Ahora ya sabes cómo aplicarla.

Si tienes alguna duda, deja un comentario que yo estaré encantado de responderte.

Ahora veamos el otro paso para que puedas ver cómo decorar un salón. Dejamos los colores a un lado y nos centramos en los materiales.

Crea equilibrio y armonía con los materiales

Básicamente este paso es muy parecido al anterior de los colores, pero en este caso, con los materiales.

Sin embargo, a diferencia de los 3 colores que te recomendaba antes, en este caso no hay un número de materiales específico que debas añadir.

En realidad, puedes tener tantos materiales como quieras, siempre que se complementen.

De hecho, el estilo ecléctico se basa en añadir piezas y materiales diferentes pero con un orden y armonía que no es fácil de conseguir por alguien que no tiene ni idea de decoración, pero que los interioristas utilizamos mucho, como este salón que vemos a continuación, diseñado por el estudio Gärna Design, donde vemos una amalgama muy interesante de materiales, pero todo ello de forma equilibrada. Fíjate bien.

Un salón decorado en tonos tierra

Fotografía Lupe Clemente

Un salón precioso, donde el metal, vidrio, telas, cerámica, madera, tapices y todo lo demás está en perfecto equilibrio. ¿Sabrías combinar tú todo estos materiales tan llamativos con la misma armonía?

Simplifica. No te compliques, se puede lograr una perfecta decoración sin necesidad de utilizar tantos materiales ni tanto contraste. Veamos un ejemplo:

Un salón decorado en tonos marrones y cremas

Fotografía El Mueble

Este precioso salón que vemos arriba de este párrafo, tiene todo lo que te he explicado hasta el momento en este artículo.

Fíjate primero en sus colores: Son 3 principales: Marrón, cremas y acentos de rosa.

Y ahora fíjate en sus materiales: Principalmente son madera y textiles.

Te puede gustar más o menos la decoración y el estilo de este salón, pero hay que reconocer que está totalmente equilibrado y en armonía.

Y si te fijas bien, su decoración es bien sencilla. Nada de muchos materiales, ni muchos colores, ni ruido superfluo.

Se ha escogido una paleta de colores y se ha aplicado correctamente, igual que los materiales.

¿Me sigues?

Simplifica en materiales y crearás armonía en tu salón.

Como ves, si sigues estos pasos para decorar un salón, vas a poder decorar el tuyo o, al menos, mejorar mucho su decoración.

Naturalmente hay muchos más trucos y reglas, como la simetría o el ritmo, entre otros, pero esos los veremos en otro artículo. De momento, con este ya tienes para empezar a decorar tu salón con un cierto orden y sentido.

¿Tienes alguna duda? Deja un comentario para que pueda echarte una mano.

Y si te has quedado con ganas de más, aquí tienes todos los artículos para la decoración del salón que hay publicados en el blog. Seguro que encuentras lo que necesitas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Asesoría

Send this to a friend